Crítica de Ventajas de viajar en tren (2019)
fondo Crítica de Ventajas de Viajar en Tren

Tras El Hoyo y Amigo, Ventajas de viajar en tren demuestra el gran año que está viviendo el cine español más heterodoxo. El debutante Aritz Moreno firma una ambiciosa adaptación de la novela de Antonio Orejudo con una estructura narrativa barroca y una puesta en escena bizarra servidas por un gran reparto que incluye a Pilar Castro, Ernesto Alterio, Luis Tosar, Macarena García o Belén Cuesta.

Ventajas de viajar en tren de Aritz Moreno

Crítica de Ventajas de viajar en tren de Aritz Moreno

El cine de episodios, películas constituidas por una sucesión de cortometrajes que, al menos en teoría, presentan un hilo común, a veces dirigidos por diferentes personas, fue popular en los años 60. Aunque constituyó una moda efímera que no llegó a consolidarse, este tipo de narración sí inspiró a títulos posteriores que tienen una estructura claramente fragmentada en partes autónomas pero entrecruzadas entre sí para formar un conjunto, siendo Pulp Fiction uno de los ejemplos más famosos. Ventajas de viajar en tren sigue esta línea.

Igual que Pulp Fiction es, desde su título, un homenaje a la antigua literatura popular de quiosco, el film que nos ocupa no oculta su origen literario al dividirse en capítulos, introducir la voz en off de un narrador que no es ninguno de los protagonistas, tener por protagonista a una editora y consistir alguno de sus episodios en la recreación de pasajes de diarios escritos por uno de sus personajes.

Relatos salvajes de sabor literario

Nos encontramos ante otro caso de adaptación al cine de metaliteratura que reflexiona sobre la ficción dentro de la ficción, como En la casa, de François Ozon, Basada en hechos reales de Roman Polanski o, en España, El autor, de Manuel Martín Cuenca. De todas ellas, Ventajas de viajar en tren es la que más recalca, de forma consciente, su condición de novela adaptada, y sería ese el único pero que se le podría poner.

Por lo demás la película pone las cartas sobre la mesa con su frase publicitaria, la realidad está sobrevalorada, con lo que viene a actualizar el juego de engañar al espectador de clásicos que hoy en día se habrían quedado ya algo desfasados como La huella; su estructura en círculos concéntricos de historias que se desarrollan y terminan, pero no sin dejar su influencia en las siguientes y en las anteriores, y solamente una de ellas, la de Javier Botet y Macarena García, parece un añadido que se podría eliminar sin alterar el conjunto, aunque sea perfectamente coherente con él y esté bien resuelta.

Relatos salvajes de sabor literario

Y tampoco se puede reprochar que las escenas no estén construidas de forma visual, destacando el momento culminante de la narración, en el que se pone en imágenes la desgarradora letra de El amor de Massiel, demostrando que a la música ligera española se le pueden sacar las mismas connotaciones inquietantes que las que David Lynch encuentra en baladas anglosajonas aparentemente anodinas como Blue velvet.

Esta escena, una de las mejores del cine de este año, es además muy representativa del tono bizarro de una película que no es para todos los públicos, así como del gran momento que vive el cine español más heterodoxo. Esta película redondea, junto con El hoyo y Amigo, una trilogía que convirtió al producto nacional en lo más destacado de la sección a concurso del Festival de Cine Fantástico de Sitges este año. Lamentablemente, no está claro que en España el público que aplaude el cine de Yorgos Lanthimos o Wes Anderson sea receptivo ante propuestas de un tono parecido de origen local, aunque sean igual o incluso más interesantes.

Ningún espectador amante de las curiosidades, de lo extraño ni del cine de culto debería perderse Ventajas de viajar en tren, que puede, eso sí, asustar a quien busca una historia convencional, comercial o adaptada a los esquemas de un género narrativo.

Tráiler de Ventajas de viajar en tren

Crítica de Ventajas de Viajar en Tren (2019)
  • Valoración

Resumen

El debutante Aritz Moreno firma una ambiciosa adaptación de la novela de Antonio Orejudo con una estructura narrativa barroca y una puesta en escena bizarra servidas por un gran reparto que incluye a Pilar Castro, Ernesto Alterio, Luis Tosar, Macarena García o Belén Cuesta.

4.0
Cinéfilos 4 (3 votos)
Sending

Contenido relacionado