Publicidad

- Crítica de Plan de Escape (2013)


Crítica

Share on Facebook0Share on Google+9Tweet about this on Twitter0Pin on Pinterest2

Después de hacerse la remolona en nuestro país y llegar con casi dos meses de retraso respecto a los mercados más importantes del mundo, Plan de Escape aterriza en los cines de toda España para transportarnos varias décadas atrás y hacernos recordar la época más representativa de los héroes de acción.

No empezaremos nuestra crítica de la forma que muchos científicos de la prosa lo hacen para demostrar su excelencia cinematográfica, con frases como “héroes de acción de geriátrico” o “momias de otros tiempos”, quedando claro que todo lo que no huela a Emir Kusturica o Krzysztof Kieslowski no se merece formar parte de sus selectas filmotecas.

Seamos realistas, la pareja formada por Arnold Schwarzenegger y Sylvester Stallone que suman la nada despreciable cifra de 133 años entre ambos, no es sinónimo de la flor de la vida. Pero si obviamos la manía humana de datar todo en base a números y caducidad y nos quedamos con la ilusión, las ganas y la fuerza que el ser humano es capaz de irradiar, estaremos ante uno de sus más claros ejemplos de traducción a la gran pantalla de cine.

Crítica de Plan de Escape (2013)

Mikael Hafstrom es el encargado de orquestar estas dos clásicas batutas de la aniquilación como camino más rápido para resolver un problema. Presenta una historia donde un experto en seguridad (Ray Breslin), capaz de escapar de cualquier prisión y demostrando los múltiples fallos de seguridad de éstas, se enfrentará en principio a otra de sus misiones rutinarias pero terminará inmerso en una cárcel cuyo objetivo es encerrarle allí de por vida. Con la ayuda de otro veterano reo (Church) intentará escapar de la que denominan “La Tumba”.

Como una nueva versión de “Tango y Cash“, con las lógicas reminiscencias de películas de acción de los ochenta como “Encerrado” o “Perseguido”, estos dos titanes dejan atrás los egos de sus mayores tiempos de gloria formando una homogénea pareja que congenia de forma sobresaliente. Como poli bueno (Arnold) y poli malo (Stallone), nos brindarán momentos de tensión, humor, acción y sobre todo mucha diversión.

Curiosamente, en el aspecto de la acción, lo que podríamos prever como un festival de pirotecnia con trepidante ritmo y vertiginosas secuencias, no es así. El grueso de la trama de “Plan de Escape” nos tendrá atareados con las diferentes técnicas, investigaciones y situaciones provocadas por ambos en su intento de huida. Obviamente, aunque posiblemente menos de las deseadas, tenemos escenas espectaculares marca de la casa de estos héroes de acción de los 80 y los 90, pero sorprendentemente si tenemos que achacarle un pero a la película sería que su ritmo en algunas ocasiones se queda un poco corto.

plan de escape

Los actores secundarios, Jim Caviziel, Sam Neil, 50 Cent o Amy Ryan, son más secundarios que nunca dada la pareja protagonista, pero cuando están cumplen y no desentonan el conjunto.

“Plan de Escape” se presenta como una oda a los recuerdos del ayer, con una honestidad en su planteamiento y su resultado que muchas grandes producciones de hoy en día sólo podrían envidiar y con una pareja protagonista imposible años atrás. ¿Demasiado tarde? Nunca es demasiado tarde para disfrutar y el homenaje que brindan Arnold Schwarzenegger y Sylvester Stallone a toda una generación es para celebrarlo con champán, testosterona y unos buenos cargadores de nostalgia.

Puntuación Final:
4.5 / 5 Valoración de Plan de Escape - 4.5 sobre 5
Publicidad


Contenido relacionado

Comentarios de Crítica de Plan de Escape (2013)
Hay 1 comentario para la entrada “Crítica de Plan de Escape (2013)”
Deja tu comentario