Juego de Tronos Temporada 6 Capítulo 6 Análisis: Sangre de Mi Sangre

Publicado el por para Cines.com

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Sexta temporada. Sexto capítulo. Y Juego de Tronos continúa sorprendiéndonos. Esta vez lo hace en un episodio algo insulso (opinión personal), PERO con alguna que otra sorpresa. Puedes repasar qué paso en el anterior aquí. ¡Alerta spoiler!

Nadie vs. Arya

La trama de Arya esta temporada no tiene ni pies ni cabeza, y lo termina de demostrar este capítulo. La vemos atenta a la segunda parte de la obra teatral donde actúa su objetivo, Lady Crane. En esta parte de la tragicomedia, Tyrion envenena a su sobrino y Joffrey muere en brazos de su madre. El papel de Crane, que hace de Cersei, le permite sobresalir del resto del reparto con un emotivo discurso que enternece hasta a la propia Arya. De fondo vemos a Bianca, la actriz que hace de Sansa, repasar esas mismas líneas (vamos, que ni disimula que quiere ese papel y hará lo que sea para conseguirlo).

Arya cumple con su cometido y envenena el ron de Lady Crane, aunque se lo piensa un poco. La mujer aparece entonces en los camerinos con el resto del grupo y la reconoce: se ha fijado en Arya porque es la tercera vez que ve la obra, y le recuerda a ella misma de joven tan interesada por todo aquello. Lo cierto es que parecen tener gustos parecidos, y cierta desgana por el mundo compartida.

Arya sonríe con la historia de la obra teatral.

Arya se va, pero reaparece en el momento justo cuando Lady Crane iba a beber su ron, mientras señalando a Bianca le asegura que lleve cuidado con ella, pues la quiere ver muerta. Entre las sombras vemos a La Huérfana, con una sonrisa de oreja a oreja, que disimula un poco cuando le cuenta a Jaqen que Arya no ha cumplido finalmente. El hombre se lamenta, asegurando que la joven prometía, y le pide a La Huérfana que no sufra (cuando la mate).

Mientras, Arya vuelve en busca de su espada, que escondió hace ya algunos capítulos atrás. Vamos, que ya no quiere ser Nadie, que aquello no es lo suyo. ¿Pero entonces qué necesidad había de todo esto? ¿Qué fue de su ceguera, y su capítulo y medio como mendiga? ¿Hacía falta de verdad tantos minutos de Arya con el bastón? Pero lo más importante es si podrá librarse de La Huérfana, que le tiene ganas desde el principio. ¿En qué punto queda la trama de Braavos tras este episodio?

El retorno del Stark

Arya parece que vuelve a ser una Stark, y lo cierto es que últimamente la serie se está portando bien con ellos (algo que me preocupa un poco): Sansa y Jon reunidos (y él vivo), ahora Arya –aparentemente- de vuelta y el retorno de Bran a escena; todo ha multiplicado los minutos de los Stark en pantalla. Precisamente, en este episodio, vuelve otro célebre personaje de la familia a la serie, por sorpresa y levantando expectación.

El Rey Loco aparece en una de las visiones de Bran.

Meera sigue en este episodio, que así empieza, tirando de la carretilla de Bran en medio del bosque. La chica ya no puede más y, aunque Hodor se ha sacrificado por ellos, los Otros les siguen persiguiendo por el bosque. Yo imagino que Hodor ha muerto. ¿Se convertirá en Caminante Blanco? Bran, por cierto, sigue en trance, ahora con visiones de todo tipo.

Alguien ha colgado la visión a cámara más lenta en YouTube, muy interesantes algunos de los fotogramas: el Rey Aerys (el Loco) en el Trono de Hierro, ordenando que lo quemen todo, cómo le mata Jaime y luego se sienta él, el asesinato de Robb Stark, una misteriosa mano ensangrentada… Lo podéis ver aquí.

Los Caminantes se acercan y casi les alcanzan, de no ser por una misteriosa figura a caballo que les rescata y les saca de allí. Se trata de su tío Benjen Stark, algo cambiado, que se perdió más allá del Muro y los Caminantes le quisieron convertir, pero los Niños de los Bosques le salvaron. Ahora, ha acudido en ayuda del Cuervo de Tres Ojos (el nuevo), que resulta no ser otro que su sobrino. Cuando los Caminantes ataquen, nos cuenta, Bran estará ahí para hacerles frente (aunque ahora no sepa mucho de nada).

Corona y Fe

Otra gran sorpresa este episodio la tenemos en Desembarco del Rey. La trama de Margaery entre rejas por pecadora y Tommen llorando por las esquinas empezaba a ser ya muy pesada, pero para eso planearon los que cortan el bacalao allí (Cersei, Lady Olenna) un plan genial que se lleva a cabo en este capítulo, con nulo éxito.

Tommen empieza hablando con el Septón, preocupado por la protección de su esposa durante su inminente paseo penitente desnuda por las calles de la capital. Él le concede un respiro y le permite encontrarse con la Reina y aquí empieza el drama. No sé si está haciendo el papel de su vida (espero que sí), pero Margaery parece muy contenta con su penitencia y, a todas luces, come de la mano del Septón y parece que se ha convertido a la Fe. Él, sorprendido, se reconforta al admitir que también se siente atraído por la figura del Septón Supremo. Y ya nos tememos lo peor.

La Reina espera a su penitencia.

El plan se pone en marcha y las tropas de los Tyrell entran en Desembarco comandados por el jefe de la familia, Mace. Junto a Jaime y Lady Olenna, llegan a las famosas escaleras, donde el Septón daba un discurso. Jaime amenaza muy poco sutilmente al Septón, asegurando que no se irán de allí sin Loras y Margaery. Los soldados Tyrell se ponen en posición, pero el Septón comunica que no será necesaria ninguna penitencia, pues Margaery ya ha expiado sus pecados, convirtiendo al Rey Tommen a la Fe. Allí justo aparece, escoltado por su Guardia Real, y anuncia que ahora la Fe y la Corona trabajarán de la mano.

Mientras los presentes vitorean y el Septón sonríe abiertamente, Jaime se da cuenta de que han perdido. Pero es que, además, Tommen le quita su rango en su Guardia y le comanda a servir a su Rey, pero fuera de Desembarco. Pese al enfado y sed de venganza del Lannister, su hermana Cersei le recomienda aceptar la orden de su hijo, pues su venganza terminará llegando, más tarde o más temprano. Y yo me pregunto, ¿cuál será el plan de Cersei? ¿Cuál será el de Margaery, si es verdad que está fingiendo? Cierta mueca al ver aparecer allí al ejercito Tyrell podría hacernos pensar que sí. ¿Y Loras qué?

Veneno de Corazón

Sam, Gilly y su hijo Sam Junior llegan a Colina Cuerno (Horn Hill), en El Dominio, donde planea que se queden mientras él continúa su viaje hasta Antigua. Claro que su padre, Randyll, odia a los Salvajes (le hizo renunciar a sus derechos de heredero y todo, y le mandó a Castillo Negro, para que “se hiciese un hombre” matando Salvajes), así que Gilly tendrá que ocultar que es una de ellos. Además, también tendrán que fingir que Sam Junior es hijo de Samwell, pues así tendrá un futuro mejor allí.

Su madre Melessa (Samantha Spiro) queda encantada con Gilly y su supuesto nieto. Como dato irrelevante, Melessa pertenece a la Casa Florent, y era prima de Selyse, mujer de Stannis Baratheon. Me parece curioso que estos dos fuesen familia lejana y todo. También conocemos en este capítulo a Talla (Rebecca Benson) y al –nuevo- heredero de los Tarly, Dickon (Freddie Stroma), hermanos ambos de Sam.

La cena de toda la familia resulta especialmente tensa, y empeora por momentos. Primero, Gilly se da cuenta de que no sabe usar cubiertos (la actriz, por cierto, estaba muy contenta de que después de tanto tiempo le pusiesen un vestido y dejase de ir llena de suciedad). Randyll empieza a meterse con Sam y sus habilidades de lucha (no está de acuerdo con que sea maestre), y Gilly le defiende asegurando que mató a un Caminante cuando ella “bajaba al Muro”. Sí, se le escapa que estaba al otro lado.

Gilly en Colina Cuerno, hogar de los Tarly.

Randyll se enfada mucho y, aunque permite que Gilly y el niño se queden en Colina Cuerno, le prohíbe a su primogénito volver por allí. Aunque Sam lo acepta, poco tarda en cambiar de opinión y los tres abandonan el lugar. Eso sí, se lleva consigo la espada familiar, Veneno de Corazón, que está hecha de acero valyrio (de las pocas armas que hay de este material). Puede que en un futuro le haga falta.

Los Gemelos

En este capítulo también reaparece un personaje muy odiado por muchos, pero que a mí me parece un señor con cierto sentido del humor, después de todo. Walder Frey se encuentra en Los Gemelos recibiendo muy malas noticias. Los Frey son lo peor desde lo ocurrido en la Boda Roja. El destino se venga de ellos y ahora le están contando que han perdido Aguasdulces a manos del tío de los Stark, Brynden Tully. Algo que ya nos adelantó Meñique la semana pasada.

Los Frey tienen más hombres que él, pero están teniendo problemas con muchas casas vasallas, así que decide usar la carta bajo la manga que lleva guardándose desde la Boda Roja por si llegaba ese momento. Desde aquel fatídico día, tiene como prisionero a Edmure Tully (Tobias Menzies), hermano de Catelyn Stark y tío de Sansa, Arya, etc. Y, lo importante, sobrino de Brynden.

Edmure estaba en la boda porque al final es él el que se casa con una de las hijas de Walder, Roslin. Y su futuro pinta realmente negro. ¿Conseguirán los Tully recuperar lo que es suyo y someter a los Frey? ¿Cuál será el futuro de Edmure? ¿A nadie le ha hecho gracia como a mí cuando Walder explicaba la diferencia entre perder algo y que te lo quiten?

Mil naves vendrán

Por último, paramos en el medio de Essos, en el desierto dothraki, donde Daenerys y Daario continúan con su regreso a Meereen seguidos de toda su nueva tribu. Estamos hablando de mucha gente. Dany se siente preguntona, y le pide a su acompañante que le diga cuántos barcos serían necesarios para que todo su ejército (el viejo, y el nuevo) cruzase el Mar Angosto hacia Poniente. Él duda, pero le asegura que necesitaría –por lo menos- un millar. ¿No os suena esa precisa cantidad de barcos de antes? Así es, son los que Euron Greyjoy tiene planeado entregarle como dote de boda.

Daenerys camino de Meereen.

Minutos después de la pregunta, la marcha se detiene y Dany avanza sola. Al instante, reaparece a lomos de su dragón Drogon, que estaba por ahí perdido desde que ella fue capturada por los dothraki. Entonces, Dany se viene arriba y pronuncia un discurso muy alentador a sus tropas, preguntándoles si le seguirán a Poniente y conquistarán para ella los Siete Reinos, cumpliendo la promesa que Khal Drogo le hizo.

Todo Khal escoge, por tradición, a tres “jinetes de sangre” (jinetes de máxima confianza, “sangre de su sangre”), pero ella les escoge a todos. A lomos de un dragón, Dany puede hacer lo que quiera. Entre vítores, todos se comprometen a marchar con su khaleesi.

Valoración final del capítulo
  • Puntuación - 8/10
    8/10

En resumen

  • Lo peor: La trama de Arya parece que vuelve a empezar, ¿o no?
  • Lo mejor: Me quedo con la reaparición de Drogon y el ímpetu de Dany de recuperar Poniente.
  • Momentazo Lady Olenna: "Que nos ha derrotado, eso pasa". Contestando, abanico en mano, a su hijo Mace cuando le pregunta qué está pasando con Tommen, Margaery y el Septón. Junto a Cersei y Meñique, es uno de los personajes más astutos y potentes.
  • 8.0/10
    Cinéfilos 4 (1 voto)
    Sending
    Última actualización: 28/03/2017
    Publicidad


    Contenido relacionado

    Comentarios
    No hay comentarios para la entrada “Juego de Tronos Temporada 6 Capítulo 6 Análisis: Sangre de Mi Sangre”
      Deja tu comentario





      Grandes Estrenos

      • Geostorm (2017)
        20 Octubre 2017
      • Thor 3 Ragnarok (2017)
        27 Octubre 2017
      • American Assassin (2017)
        3 Nov. 2017
      • Oro (2017)
        10 Nov. 2017
      • La Liga de la Justicia (2017)
        17 Nov. 2017